Testimonio profesional

Francesco Tomassoni, Jefe de Planta de tratamiento de gas natural en ENI/AGIP
16 marzo, 2021

Nombre: Francesco
Apellidos: Tomassoni Compagnucci Spagnoli
Edad: 76
Profesión: Jefe de planta de tratamiento de gas natural en ENI/AGIP (jubilado)
Formación: Bachiller en Perito Industrial, Jefe Técnico
Aficiones: Director Deportivo de un equipo de baloncesto, y actualmente muy entretenido con sus nietas Sofia y Siria.

Introducción: ¿Quién es Francesco Tomassoni?

Nací en Cingoli (MC, Italia) al final de la 2ª Guerra Mundial (09/05/1945). Trabajé en el Grupo ENI (AGIP) como empleado técnico en Plantas de Tratamiento de Gas Natural, primero en Basilicata y luego en Abruzzo, hasta mi jubilación (2002).

¿Cuál es su carrera profesional?

Empleado técnico en plantas ENI/AGIP para el tratamiento de gas natural: de Jefe de Turno a Jefe de Planta.

¿Cómo ha conocido las ADALIT?

Fue con la Adalit L-1000, que recientemente he vuelto a poner en funcionamiento, lote Oct 1999, que formó parte de un stock adquirido por ENI (AGIP) para su uso en el Área Clasificada EX, con motivo de las medidas preventivas implementadas cerca del Año Nuevo 2000. Dadas las muchas incertidumbres de cara a la entrada al nuevo siglo, debido a la presencia de “Demasiados” ceros en la fatídica fecha 01.01.00 (lo que se denominó como el Efecto 2000), se tomaron medidas para contener a plena capacidad, durante un hipotético apagón de los sistemas informáticos, el suministro de gas para calefacción, usos civiles y / o industriales. Las Adalit L-1000 tendrían que haber entrado en acción por falta de iluminación tras el bloqueo de la Central Eléctrica pero, afortunadamente, los sistemas informáticos continuaron su trabajo sin crear ningún problema y las linternas se mantuvieron para inspección y mantenimiento.

¿Puede hablarnos de una experiencia significativa en la que la lámpara fue decisiva para la seguridad en el trabajo?

Puede que no haya habido experiencias realmente significativas, pero las linternas se han utilizado a menudo en las zonas oscuras de las centrales, clasificadas como Ex y en espacios confinados, gracias a su fiabilidad y al poder de la luz.

En su opinión, ¿cuáles son las principales características de una lámpara antideflagrante?

Seguridad, fiabilidad y robustez. Creo que Adaro se encuentra entre los expertos más cualificados, dado también la certificación ATEX de sus equipos reconocida a nivel mundial.

¿Cómo han cambiado las linternas a lo largo de los años?

Por lo que he visto en vuestras Newsletter, los cambios que se han producido a lo largo de los años, desde la Adalit L-1000 a las actuales, superan los 20 años, reflejan importantes avances estéticos, técnicos y funcionales. Mi Adalit L-1000 había dejado de funcionar hace tiempo, pero nunca pensé en deshacerme de ella, en un momento u otro, sabía que la repararía, haciéndome recordar con cierta nostalgia, el uso en el trabajo. Al final lo logré y la linterna se convirtió en uno de los juguetes favoritos de mi segunda nieta Siria (4 años) con quien suelo bajar las escaleras de mi edificio en la oscuridad. Mientras que Sofía, mi primera nieta (11 años), me preguntaba con frecuencia qué era esa «cosa negra» en la estantería de la habitación donde a menudo me veía ocupado frente al ordenador, y que nunca se había usado hasta ahora porque no funcionaba.

¿Qué uso le da a su ADALIT L-1000 hoy?

Mi Adalit L-1000 ya no es para un uso específico, pero creo que puede ser útil siempre que se necesite mover con poca iluminación y / o nula. Además de lo anterior, también está el uso que hace mi nieta Siria, fascinada por las linternas en general y literalmente embrujada por esta que le permite mover el haz de luz simplemente girando la cabeza.

Diseñadas para durar

Diseñadas para durar

Un sinónimo de calidad y durabilidad es el hecho de que todos los componentes y repuestos de nuestros productos están disponibles.

leer más